actualizaciones

Actualizar, una palabra que no debes olvidar nunca

Instalar las actualizaciones del sistema operativo, comprobar el estado de los puertos de entrada y salida de datos y verificar que cuentas con la última versión de tu navegador favorito son algunas de las acciones para aumentar la seguridad de tu equipo.
Poner en marcha el computador tras la vuelta de vacaciones es un momento crítico, al menos desde el punto de vista de la seguridad informática. Por ejemplo, Microsoft, Adobe y Mozilla liberaron a finales de julio actualizaciones urgentes para varios de sus productos, y la propia Microsoft lanzó nueve más a principios de agosto, cinco de ellas, catalogadas como críticas.

Ontinet.com, distribuidor en España de las soluciones de seguridad de ESET, ha preparado un listado de consejos para no sufrir, desde el punto de vista informático, ningún síntoma de “síndrome post-vacacional”.

1) Comprueba que tu sistema operativo ha descargado todas las actualizaciones que puedan haberse emitido en los ultimos días. Por ejemplo, los sistemas Windows mostrarán un icono amarillo en forma de escudo en el área de notificación. En caso de que cuentes con una solución de seguridad integrada en tu equipo, te advertirá de que hay actualizaciones disponibles para tu versión del sistema operativo y te pedirá que las instales.

Una vez instaladas, reinicia tu computador para comprobar que las actualizaciones se han llevado a cabo correctamente.

2) Repasa la configuración de la seguridad de los puertos de entrada y salida de datos de tu equipo. Si utilizas servidores proxy o firewalls, comprueba cuál es su estado para hacerte una idea de la protección con la que cuentas.
3) Verifica que dispones de la última versión de tu navegador y de tu programa de gestión de correo electrónico. La navegación por Internet y la descarga y apertura de correo electrónico suelen ser vías de infección por si mismas, pero los agujeros de seguridad que puedan tener los propios programas también representan un peligro, que además es menos ‘obvio’ para el usuario. 4) Instala los parches disponibles para las aplicaciones ofimáticas que utilizas de forma más frecuente (como editores de texto, bases de datos, hojas de cálculo…).

5) Comprueba la actualización de tu antivirus y que está funcionando correctamente.

6)Realiza un análisis de seguridad de tu computador con un antivirus online. Algunas firmas antivirus disponen de herramientas online que te permiten analizar y limpiar tu equipo de forma gratuita.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *